Un día en la vida: Peter Italiano: director de desarrollo de producto de Solarcentury

Peter Italiano

Para la primera edición de nuestra nueva serie «Encantado de conocerte», en la que entrevistamos a los integrantes de Solarcentury, Peter Italiano, director de desarrollo de producto de Solarcentury, nos habla sobre su encuentro con la Reina de Inglaterra y sobre cómo ayudó a dar vida al último modelo de Sunstation de Solarcentury.

Peter: Soy parte del equipo de innovación de SC y nos encargamos de desarrollar nuevos productos de energía solar que la gente quiera instalar en su tejado. Mi trabajo es muy diverso: puedo trabajar con el equipo en el concepto inicial y el diseño de un producto, o puedo estar enseñando a los instaladores a colocarlo en los tejados, o puedo estar en China supervisando la fabricación y el montaje de productos en una cadena de producción. Una vez que tenemos una idea, iteramos constantemente hasta lograr crear algo de la mayor calidad que tengamos certeza que nuestros clientes querrán utilizar.

P: ¿Qué te motiva sobre tu trabajo o sobre trabajar en el sector de la energía solar?

El sector de la energía solar es muy dinámico y no hay dos días que sean iguales, así que estamos siempre al trote. Para mí, trabajar en este sector es muy gratificante porque estoy a la vanguardia en cuanto a diseño de tecnología que puede tener un impacto directo positivo, tanto ambiental como social, y puede ayudar a las personas a vivir de forma más sustentable.

P: ¿Cuál fue tu rol en el desarrollo del último producto de Solarcentury, Sunstation, lanzado este año?

Desarrollar Sunstation fue un esfuerzo de equipo considerable que nos llevó varios años. Yo me encargué de que Sunstation contara con las certificaciones necesarias de conformidad con la normativa y la reglamentación vigente, de modo que nuestros clientes lo pudieran instalar en sus tejados sin preocuparse sobre el tejado o sobre el sistema. Cumplir con las estrictas normas implica una considerable cantidad de iteración en el diseño, y la realización de pruebas y contrapruebas, además de colaborar con los organismos de certificación y crear documentos de garantía, tales como archivos técnicos, en los que conste que el producto cumple con las normas. Ahora mismo, estoy dedicado casi exclusivamente a ampliar las acreditaciones internacionales de Sunstation, así podemos ingresar a nuevos mercados.

En definitiva, sabemos que hemos diseñado un producto exitoso porque las ventas son buenas, así que sabemos que la gente quiere instalarlo en su tejado. Además, Sunstation ganó el prestigioso galardón «iF DESIGN AWARD 2016» que lo sitúa en el mismo nivel que algunos productos de marcas de consumo de renombre como Apple, Bosch y Sony.

P: ¿En qué otros proyectos has trabajado?

Siempre he trabajado en el área de desarrollo de nuevos productos, desarrollando soluciones prácticas para problemas del mundo real. Antes de unirme al equipo de Solarcentury, trabajé en el sector de los elevadores, en una empresa especializada en el desarrollo de elevadores livianos y portables. Allí diseñé un nuevo producto para poder brindar auxilio a gente atrapada en lugares cerrados, mediante la elevación. El desafío era crear algo muy liviano pero que a la vez fuese resistente y seguro como para rescatar a gente rápidamente en emergencias. El proyecto terminó ganando un premio otorgado por la Reina «Queen’s Award» por la innovación y el desarrollo sustentable, y aún está en uso. Fue muy emocionante conocer a la Reina en persona al aceptar el premio.

P: ¿Cómo fue tu camino previo a este rol?

Hice una maestría en ingeniería mecánica y, como mucha gente, cuando terminé la universidad no sabía bien a qué dedicarme, así que me tomé un tiempo para explorar algunas opciones. A través de un profesor de la universidad, me enteré de la existencia de las «prácticas de transferencia de conocimiento» («knowledge transfer placement» o KTP, en inglés) que consisten en una colaboración entre una empresa, en general una empresa pequeña o mediana, y una universidad, con el objetivo de facilitar la transferencia de conocimientos a la empresa.

Mis prácticas de transferencia de conocimiento consistieron en desarrollar una capacidad interna para el diseño acelerado, lo que incluía desde integrar capacidades en análisis de elementos finitos (AEF) y CAD, hasta fabricación y productos de apoyo y certificación técnica y acreditación de terceros. Lo disfrutaba tanto que terminé quedándome tres años más.

P: ¿Qué es lo que te inspira en el mundo de la ingeniería y el diseño?

Siempre me inspira ver cómo se van superando los límites constantemente, ya sea con la construcción de un edificio de casi 1 km de alto, o de un super-jumbo que lleva a más de 800 pasajeros al otro lado del planeta, o simplemente mediante una luz que funciona a energía solar que permite que las personas que no tienen acceso a la red eléctrica puedan estudiar por la noche. Me encanta cómo la ingeniería hace posible lo imposible y cómo logra encontrar una solución simple que mejora enormemente la calidad de vida de las personas. En estos momentos, estoy muy entusiasmado de poder contribuir a convertir la energía solar en algo más simple, atractivo y asequible, lo cual, en última instancia, hará que sea algo accesible para más personas.

Más artículos de nuestra serie «Un día en la vida»:

Un día en la vida: José Miguel Ferrer: director general de Solarcentury para la región ibérica

Un día en la vida: Ajantha Malwatta: desarrollador principal residente de Solarcentury

Un día en la vida: Hannah Eastwell: ingeniera de desarrollo de producto de Solarcentury

Un día en la vida: Enrique de Ramón: director gerente de Solarcentury para América Latina